Cómo funciona la deducción de irpf de placas solares

deduccion irpf placas solares

La instalación de placas solares puede conllevar una serie de beneficios importantes para aquellos usuarios que se animen a llevarla a cabo. No solamente hablamos del ahorro energético y económico, sino también de las ayudas económicas que están destinadas a este tipo de energía.
Y es que existen distintos tipos de subvenciones que nos permiten recuperar parte de la inversión realizada y hoy vamos a hablarte de una de las modalidades: la deducción de IRPF. Continúa leyendo para enterarte de todo.

¿Puedo desgravarme el irpf de las placas solares? Requisitos

Para poder solicitar una desgravación o deducción de nuestro IRPF por una instalación fotovoltaica debemos cubrir una serie de requisitos. Te los comentamos a continuación.

No obstante, además de estos requisitos generales, debemos ser conscientes de que existen otros específicos que vamos a ir viendo en detalle a continuación.

Tres supuestos en los que puedes desgravarte el IRPF de la instalación fotovoltaica

Ahora que ya conocemos en mayor profundidad los requisitos que nos van a solicitar para poder deducirnos el IRPF, vamos a ver tres situaciones en las cuales podrías desgravarte estos impuestos.

  1. Realización de obras para reducir la demanda de calefacción y refrigeración. Es decir, aquellas instalaciones que permitan un ahorro importante de combustibles.
  2. Obras que supongan una mejora en el consumo de energía primaria no renovable. Debe tratarse de una reducción de, al menos, un 30%.
  3. Obras de rehabilitación energética. Finalmente, también están aquellas situaciones en las cuales se lleve a cabo una instalación para mejorar la eficiencia energética y rehabilitar una vivienda o edificio.

¿Qué deducciones existen hoy en día en placas solares?

Ya hemos comentado por encima cuáles son los casos principales que se engloban dentro de las ayudas y los porcentajes principales, pero vamos a abordar con mayor detalle cada uno de ellos.

Desgravarse el 20% de la inversión

En primer lugar, tenemos aquellas situaciones en las cuales la instalación se lleva a cabo con el objetivo de reducir el consumo energético de la vivienda. Pueden suponer una deducción del 20% sobre el precio de la instalación, pero debemos tener en cuenta ciertas consideraciones.

  • La obra debe realizarse en tu vivienda habitual o en otra que sea de tu propiedad y esté arrendada.
  • La mejora se ha llevado a cabo entre el 6 de octubre de 2021 y el 31 de diciembre de 2022.
  • Esta instalación debe ayudar a reducir la demanda de calefacción o refrigeración en, al menos, un 7%.
  • La base máxima sobre la que se aplica el 20% es de 5.000 euros.

Desgravarse el 40% de la inversión

Esta situación se puede aplicar cuando el indicador de consumo de energía primaria no renovable experimente una rebaja de al menos un 30% o cuando se consiga una mejora de la calificación energética de la vivienda.

En cualquiera de los casos, la deducción máxima que se puede conseguir es de un 40%. Además, es necesario cumplir varios de los requisitos que hemos visto en el punto anterior, como son las fechas en las cuales debe realizarse y que la vivienda debe ser de nuestra propiedad.

Desgravarse el 60% de la inversión

Por último, también se incluyen aquellas obras ejecutadas en edificios destinados a vivienda que permitan reducir el consumo de energía primaria no renovable en más de un 30% o la mejora de la calificación energética del edificio.

En este caso, la deducción máxima a la que se puede optar es de un 60% y también deben cumplirse los requisitos citados en los dos puntos anteriores.

¿Es compatible la deducción de placas con las subvenciones del gobierno?

Una de las dudas que tienen más habitualmente las personas que van a realizar una instalación de este tipo, es el hecho de si la bonificación en el IRPF es compatible con otras ayudas.

La respuesta es que sí, podemos optar a otro tipo de subvenciones adicionales para así reducir al máximo nuestros costes. 

No obstante, debemos ser conscientes de que si hacemos este deberemos descontar dichas ayudas del total de la inversión susceptible de ser bonificado en el IRPF. Lo que implica que debemos hacer un estudio previo para ver cuáles son las ayudas que más nos interesan y así saber cómo gestionarlas.

Deducciones de IRPF para nuestras principales zonas de actuación

Finalmente, queremos hacer alusión a las deducciones verdes que afectan a las distintas comunidades autónomas. En este caso, hablamos de ayudas autonómicas que afectan de distinta manera a las regiones de España.

Con respecto al caso de Castilla la Mancha, Extremadura o Madrid, por el momento no existen beneficios fiscales verdes, si bien es cierto que se espera que se pongan en marcha próximamente ciertas medidas que afecten a la fiscalidad de la instalaciones fotovoltaicas.

En My Clima Solar llevamos a cabo muchas instalación en la provincia de Guadalajara. A continuación encontrarás información más detallada sobre las subvenciones de placas solares en Guadalajara.

No obstante, sí que podremos acogernos a los beneficios estatales para así tratar reducir al máximo los costes de nuestra instalación de placas solares. 

Como ves el tema de la energía solar está muy burocratizado en nuestro país y los permisos para instalar placas solares son un poco tediosos. Además todo lo que atañe a los impuestos es algo difícil de gestionar, por ello, es importante que una empresa especializada te ayude a gestionar todas la información de cómo funciona la deducción del IRPF en placas solares.

Share this post